Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

El Gobierno contratará un estudio técnico para luchar contra la carcoma del corcho

El Gobierno ha aprobado los gastos con cargo a presupuestos futuros del Departamento de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación para contratar un trabajo técnico que servirá para avanzar en la lucha contra una plaga que ataca los alcornoques de Cataluña.

Concretamente, este estudio servirá para la caracterización de extractos feromonales del carcoma del corcho (Coroebus undatus) y de la chinche americana del pino (Leptoglossus occidentalis), para la síntesis de determinadas feromonas, para el asesoramiento sobre el control integrado de otras plagas forestales y para la divulgación de los resultados de los trabajos realizados. En total, se destinará a estos trabajos un importe total de 154.263,72 euros.

La carcoma del corcho (Coroebus undatus) es un insecto que afecta al alcornoque (Quercus suber) y causa pérdidas muy considerables a la calidad y el valor del corcho. Las larvas de este insecto excavan unas galerías en la capa generatriz del árbol que hacen que las panas de los árboles afectados no puedan ser utilizadas para tapones y tengan que dedicarse a trituración. Se combate la carcoma del corcho con trampas de feromonas para atraer y capturar a los machos en los meses de junio y julio e incluso mediante mallas colocadas en el tronco de los alcornoques para capturar a los adultos cuando emergen. Los bosques de alcornoque ocupan en Cataluña unas 68.000 hectáreas.

 

La lucha contra las nuevas afectaciones

El Departamento de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación trabaja para minimizar los riesgos de las plagas que afectan a los bosques en Cataluña, y que tienen una gran importancia ambiental, social y económica.

La carcoma del corcho excava galerías dentro del corcho, lo que hace que no sea útil para la industria corchera de Catalunya. El corcho es un producto estratégico, ya que su área de distribución mundial está reducida en la península Ibérica y en la franja mediterránea occidental. Los alcornocales son un bosque típico mediterráneo, de gran importancia ambiental y económica. Su distribución fue auspiciada por los humanos durante los siglos XIX y XX por su importancia económica. Los alcornocales donde se abandona la gestión son sustituidos por otros tipos de bosques, como los pinares. Para su persistencia, es importante asegurar su gestión sostenible.

Uno de los efectos del cambio climático sobre los bosques es la constante aparición de nuevas especies que provocan daños, ya sean insectos autóctonos o especies exóticas. Los trabajos de investigación son primordiales para conocer cuál puede ser la evolución de sus poblaciones y los daños que pueden provocar, y las posibles medidas preventivas.

 

Fuente: Departamento de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación de la Generalitat de Catalunya

es_ESSpanish